VAMOS A PODAR

ADECÚA LA PODA A TU OBJETIVO

Poda de saneamiento

En otoño, cuando bajan las temperaturas, es la época adecuada para podar, ya que disminuye la actividad vegetativa de las plantas.

Pero este trabajo no es igual para todas las plantas, épocas y objetivos. Hay varios tipos y formas de poda que se deben aplicar adecuadamente en cada caso.

Te explicamos cuáles son los tipos más importantes de poda y si necesitas asesoramiento, no dudes en contactarnos.

PODAR es reducir la parte foliar de las plantas. Esta reducción es necesaria por diferentes motivos, lo que deriva en diferentes tipos de poda según el objetivo que queramos alcanzar con su realización:

TIPOS DE PODA

1.- Poda de estructura y formación:

Se realizará para establecer un tronco fuerte y con las ramas estructurales suficientemente robustas, convenientemente orientadas hacia el exterior en todas direcciones y adecuadamente espaciadas a lo largo del tronco. En la poda de formación de la estructura se deberán eliminar las ramas estructuralmente débiles, procurando mantener el equilibrio radial del ramaje y la forma natural del árbol.

2.- Poda de trasplante:

Se trata de una poda fuerte, reduciendo la copa lo máximo posible para el posterior trasplante de la planta a otra ubicación.

3.- Poda de limpieza o saneamiento:

PODA MANUAL CON TIJERA

Consiste en la eliminación selectiva de una o más de las partes siguientes:

  • Ramas muertas.
  • Ramas agrietadas, rotas o moribundas.
  • Ramas enfermas no recuperables.
  • Ramas débiles o poco vigorosas.
  • Ramas mal orientadas o que compiten por un mismo espacio.
  • Ramas con codominancia o con corteza incluida.
  • Ramas que se cruzan o rozan.
  • Ramas débilmente unidas al tronco o a las ramas principales
  • Chupones sobrantes
  • Retoños de raíz

4.- Poda de seguridad:

Consiste en la eliminación selectiva de ramas para conseguir los objetivos siguientes:

  • Evitar los peligros causados por situaciones evidentes de riesgo.
  • Dar el espacio suficiente y evitar que el ramaje afecte al paso de peatones, al tránsito de vehículos, a la señalización vertical viaria, edificaciones, instalaciones, etc.

Se deberá asegurar la estabilidad de la planta una vez realizada la poda.

5.- Podas de restauración:

Consiste en la mejora de la estructura, forma y aspecto de un árbol que ha sido descuidado.

6.- Poda de refaldeo:

Alzado de copa, eliminando progresivamente las ramas bajas sin eliminar más ramas que las estrictamente necesarias, y siempre de pequeño diámetro. En cada una de las operaciones la parte eliminada no superará un tercio de la altura de la copa.

7.- Poda de aclareo:

Consiste en la eliminación selectiva de ramas o partes de ramas para conseguir alguno de los objetivos siguientes:

  • Reducir la densidad y/o el peso de la copa.
  • Hacer aumentar la penetración de luz y de aire al interior de la copa.
  • Hacer que el árbol ofrezca menos resistencia al viento.
  • Potenciar el desarrollo de brotaciones internas más equilibradas.
  • El aclareo abre el follaje del árbol, aligera ramas de peso excesivo y ayuda a conservar el porte del árbol. Una disminución controlada de peso puede ser importante en aquellos árboles con una estructura de ramaje débil o con un anclaje del sistema radical inseguro.

8.- Poda de pinzamiento:

Es una poda suave, eliminando los brotes nuevos para conseguir un crecimiento más compacto.

9.- Poda de rejuvenecimiento:

Pretende mejorar el vigor de una planta envejecida.

Aplicando las técnicas de poda adecuada conseguirás un óptimo desarrollo de tus plantas.

Si necesitas que realicemos estos trabajos, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

1 Comments

  1. […] PODAS Y PINZAMIENTOS: Según la especie, las veces necesarias y en la época oportuna. Consultar nuestro Blog de tipos de poda. […]

Deja un comentario